auriculares-diadema-AKG-K271

Precio en Amazon: EUR 103,00comprar auricular akg k271

Hoy, en Recomendaciones y Tendencias toca hablar de uno de los auriculares de diadema emblemáticos de la marca austriaca AKG, el K271 MKII.

En los casi diez años que lleva entre nosotros se ha convertido en uno de los auriculares más vendido entre los profesionales del sonido y de los más premiados por diferentes laboratorios y publicaciones.

Se trata de un audífono concebido para monitorización, pudiendo ser usado en diversas labores en un estudio de grabación o para trabajos en vivo, en la mesa de sonido de un concierto o de una emisora de radio. Nosotros lo recomendamos más para uso en estudios que para monitorizaciones exteriores o conciertos, ya que aunque aíslan muy bien no tienen un volumen muy alto.

Es un auricular circumaural y de construcción cerrada con gran capacidad de aislamiento del ruido externo. El hecho de ser cerrados nos ayuda por ejemplo a la hora de grabar con un micrófono de condensador y que este no capte el sonido que pudiera escaparse de los cascos. Como complemento, está dotado de auto mute, es decir, el sonido se silencia al quitárnoslos de la cabeza.

Como todos los auriculares apropiados para trabajo en estudio, su respuesta es plana, es decir, no nos “colorea” el sonido, por tanto nos ofrece una referencia fiable a la hora de grabar, mezclar, ecualizar y todos los menesteres que conlleva la creación y escucha musical. El ser de respuesta plana significa que no nos potencia ninguna frecuencia, con lo que no los recomendamos para alguien que busque un auricular con muchos graves, porque su sonido es más bien seco.

Esto no quiere decir que no reproduzca bajos (nos gusta aclarar bien esto), sino que los reproduce sin exagerarlos. Lo contrario serían los afamados “Beats” que potencian los graves de manera antinatural, muy aptos para escuchar música electrónica pero inservibles para un trabajo riguroso en estudio.

Si hay que buscarles un pero es que se aprecia un ligero realce en agudos, pero hay que tener en cuenta que hablamos de un auricular de estudio de unos 110€.

Existen gamas más altas de precio con mayor precisión.

Su peso sin el cable son 240gr, son ligeros y muy cómodos, dado que las almohadillas se asientan alrededor de las orejas sin hacernos presión sobre ellas y la diadema es auto ajustable.

El rango de frecuencia en el que trabajan es de 16 a 28000hz, con eso cubrimos sobradamente el espectro audible por el oído humano (20-20000hz).

La carga de impedancia son 55ohmnios, apto para su uso con cualquier tarjeta, mesa o fuente reproductora de audio.

No tienen un nivel de presión sonora muy alto (104db) y la potencia de entrada máxima son 200mw, pero es que para el trabajo que están concebidos no lo necesitan.

No son adecuados para uso urbano o ambientes con mucho ruido externo.

En conjunto vienen bien acabados, con dos pares de almohadillas, uno de ellos aterciopelado y dos cables sustituibles, uno de ellos liso y el otro de 3m. en espiral, acabados en un mini jack roscado de 3,5mm con un adaptador a jack estéreo de 6,3mm.

Si queréis un auricular para trabajo en estudio o home estudio y no pasaros más allá de los ciento y poco euros, este es el modelo adecuado.

Una vez más esperamos haberos ayudado a encontrar el auricular de diadema que estás buscando, pues esta es la función de Recomendaciones y Tendencias.

Un afectuoso saludo de vuestro amigo,

Greg Sound.

auriculares-diadema-akg-k271

Opiniones K271 AKG

★★★★★ “Estos cascos de diadema los compré por sus características técnicas y por su increíble comodidad, ya que al ser cerrados me resultan muy cómodos para usarlos durante mucho tiempo, ya sea para mis sesiones de grabación en el estudio como para ver películas”
★★★★★ “Los cascos te dan un sonido plano, es lo que siempre he estado buscando”
★★★★★ “No tienen el sonido más bonito pero si una grandísima fidelidad. Son perfectos para saber realmente cómo suena algo”

 

 

DEJA UN COMENTARIO

Por favor, deja tu comentario
Please enter your name here